como medir el estres

Cómo medir el nivel de estrés y mantenerlo a raya

Compartir artículo:

En este tiempo en el que nos hemos acostumbrado a realizar test, cómo no íbamos a hacernos uno para algo que sufrimos cada día, el estrés. En este artículo llamo la atención sobre las sensaciones de estrés comunes frente a los cuadros de estrés severos. El estrés es algo habitual en nuestras vidas. Es silente, inespecífico, por ello es interesante descubrir cómo medir el nivel de estrés y distinguir síntomas para buscar soluciones.

¿Está de moda entre los médicos esta conclusión o realmente el estrés es tan común?

Seguro que te suena la frase “Eso es estrés”. La escuchamos habitualmente cuando alguien percibe nuestro malestar y nos dice “Eso es estrés”. O quizá, la hayamos dicho nosotros a alguien al verlo irritado, nervioso, cansado… y le propinamos la frasecita “Lo que tú tienes es estrés”.

Y es que, como los médicos lo dicen ampliamente en las consultas, nosotros hemos acuñado la frase y la aplicamos cuando notamos irritación, cansancio, desgaste, mala alimentación, trastorno del sueño, falta de interés…

Hace unos días una amiga me contaba que había ido al médico y por la sintomatología que presentaba el médico concluía la consulta con la dichosa frase. En la misma semana, esta amiga escuchó a otras personas que les había ocurrido lo mismo.

Cómo medir el estrés en el día a día

Seguro que te suena o has vivido alguna de estas situaciones:

  • Diferencia de pareceres, conflicto, incluso discusión con tu pareja, con tus hijos o con alguien de tu grupo social más cercano.
  • Sensación de no llegar a tiempo, no poder terminar todas las tareas o tener una excesiva carga de trabajo.
  • Emociones intensas y difíciles como miedo, rabia o tristeza ante las que sientes una imposibilidad de escapar.
  • Rumiación o pensamientos obsesivos. Aunque sea despertarte por la mañana con un tengo que, tengo que…

Cualquiera de ellas puede desencadenar el estrés en mayor o menor medida.

El estrés, ¿cómo se manifiesta en el cuerpo?

Si te fijas, a nivel corporal, hay sensaciones físicas que te están diciendo “aquí está el estreeeeés”.

Agitación de piernas, tensión en hombros y cuello, sudor frío; o tensión en pecho, cara roja; o nudo en la garganta, lágrimas…

¿Qué hacemos ante estas señales?

Además de ese registro corporal, puedes notar unas ganas de salir corriendo, de chillar, o simplemente te paralizas; o deseos de comerte a alguien, elevar la voz, gesticular o enfadarte; o bien lamentarte, aislarte y darte igual todo.

Estrés y ansiedad, los síntomas

Si algo de lo anterior sucede a menudo o con intensidad, afloran tensiones musculares, dolores de espalda, cabeza, se acelera el pulso, hay problemas gástricos… o empiezas a sentir preocupación, prisas, mal genio.

La lista puede continuar y, lo que es peor, si no se actúa, lo anterior se cronifica con consecuencias importantes en el comportamiento, la salud, y las relaciones sociales.

Si te has visto reflejado/a en alguna de las secuencias anteriores, bienvenido/a al club de los mortales. Hoy día sentir estrés es más normal de lo que nos imaginamos; lo inteligente es gestionarlo para que se reduzca y mantenga en niveles no perjudiciales para la vida.

El famoso test

Para saber el nivel de estrés al que estás sometido, te animo a realizar esta sencilla comprobación. Este test de autoevaluación del bienestar emocional está homologado por el Ministerio de Sanidad del Gobierno de España. Realiza el test y te enviaremos los resultados y algunas sugerencias a tu correo electrónico:

Autoevaluación del estrés. Test de Estrés Percibido.

¿Cómo curar el estrés? Soluciones

Si algo en este artículo te ha rozado o directamente te has visto reflejada/o, te sugiero vivamente que lo escuches y atiendas. Es importante y puede ser también urgente para ti.

Recuerda, además, que los resultados del test pueden cambiar en cada época. Así que puedes hacerlo de nuevo cada vez que quieras medir el estrés cuando acechen síntomas intensos como los que he mencionado en el artículo. Recuerda que estoy al otro lado de los comentarios para ayudarte a buscar vías de mejora en la gestión del estrés. Mi objetivo es que consigas sentirte con mayor fortaleza y capacidad para responder a los desafíos cotidianos.

Además de los consejos que te ofrecía en función del resultado del test, a continuación te dejo mis recursos y cursos disponibles de reducción de estrés online y presenciales en los siguientes enlaces. Accede ahora y participa en las sesiones ABIERTAS y GRATUITAS.

Foto curso presencial MBSRFoto curso online MBSR

Quiero saber más sobre el curso presencial MBSR

Quiero saber más sobre el curso online MBSR

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pablo Perez Benedicto

Mi nombre es Pablo Pérez Benedicto. Me dedico a acompañar personas y grupos en el cultivo de la Atención plena/Mindfulness. También desarrollo intervenciones en la naturaleza basadas en la práctica de Baños de bosque.

Descárgate mi Kit de inicio en Mindfulness

Descárgate mi Kit de inicio en Mindfulness

Descárgate mi Kit de inicio en Mindfulness